¿Qué tipos de alfombras lavables existen y cuáles son sus ventajas?

La primavera y las condiciones climatológicas que la acompañan suelen llevar a la proliferación de brotes de alergia, por esta razón, los que la padecen se esfuerzan aún más en las rutinas de limpieza de sus alfombras con el fin de evitar al máximo la acumulación de polvo y suciedad.

La limpieza en profundidad de cada alfombra dependerá de la zona de la casa en la que se encuentre y del uso que se le dé, no obstante, se recomienda realizar un mantenimiento diario de las mismas. En la actualidad existen diversos tipos de alfombras y en este artículo vamos a explicarte cuáles son las que dan menos quebraderos de cabeza a la hora de cuidarlas.

Alfombras lavables: alfombras de vinilo

Las alfombras de vinilo tienen un sinfín de ventajas en cuanto a la limpieza.

El vinilo, más conocido como PVC, es un derivado del plástico que posee una gran resistencia. En la actualidad, podemos encontrar piezas de vinilo en una amplia gama de colores, diseños y tamaños.

Pueden ser limpiadas con una fregona como si del propio pavimento se tratara, permitiendo tener tu alfombra de vinilo siempre perfecta.

Método de limpieza: aspiradora, paño húmedo, fregona y manguera.

Estas alfombras son fáciles de limpiar aunque la desventaja frente a las de lana o algodón es que son más frías y no son tan confortables al pisar.

Alfombras lavables: alfombras de algodón

Existen varios tipos de alfombras de algodón, pero todas tienen algo en común: son muy resistentes y su mantenimiento es muy sencillo. Además de la limpieza con aspiradora, pueden ser lavadas a mano o a máquina, siempre en agua fría.

MDN COLECCION 180 x 120 cm

 

Algunas piezas de algodón, como la que mostramos en la imagen, llevan por el revés una capa antideslizante para evitar que la alfombra resbale y por ello es aconsejable lavarlas a mano, no en lavadora.

Método de limpieza: Aspiradora, lavado a mano o a máquina.

Alfombras lavables: alfombras de polipropileno

Las alfombras de polipropileno están fabricadas a partir de vinilo, solo que su trenzado se realiza con hilo fino, dando como resultado piezas muy similares a las alfombras convencionales de lana o algodón o fibras naturales.

Método de limpieza: Aspiradora, lavado a mano, manguera o esponja.

Alfombras lavables: alfombras de bambú

Las alfombras de bambú también cuentan con diversas ventajas, sobre todo en lo que a limpieza se refiere. La superficie de las alfombras de bambú es lisa, esto quiere decir que no atrapan tanto polvo. Su limpieza diaria puede hacerse con una aspiradora y, si deseamos hacerlo a fondo, basta con pasar un paño húmedo, aunque no es muy conveniente mojarlas a menudo.

Método de limpieza: Aspiradora, paño húmedo.

Alfombras lavables: alfombras de lana

Las alfombras de lana, al tratarse de una materia natural, pueden ser lavadas sin ningún problema, incluso las alfombras persas y orientales, siendo recomendable un lavado a mano, no en lavadora y, sobre todo, con jabón natural no con espumas secas ni con productos químicos, amoniacos o abrasivos que debilitan la lana y la hacen menos resistente.

Limpieza de alfombras en Zaragoza

Si decides dejar tus alfombras en manos de profesionales, puedes contactar con nosotros. Nuestro servicio de limpieza de alfombras es 100% artesanal. Incluye aspirado intenso, desmanchado, fijación del color, lavado, desinfección antiácaros, secado y peinado si la alfombra lo requiere.

 

Alfombras Yasmina, ¿quiénes somos?

Alfombras Yasmina es una empresa que nació en la capital aragonesa en 1970.  Su fundador, Fernando Chavarría González, pionero del sector en Aragón, se dedicó a la importación y venta directa de las genuinas Alfombras Persas y Orientales. Fue en 2006 cuando su mujer, Mª Jesús de Lorenzo, toma el testigo y queda al frente del negocio, manteniendo intacta la filosofía de la empresa: artículos de calidad, ofreciendo siempre una buena atención y el mejor servicio a los clientes.

 

Introduce el texto y busca

Carrito de compra

No hay productos en el carrito.