Teléfonos de contacto:
976 382 101 976 272 579

Calle/ Manuel Lasala nº4
50006 Zaragoza
chavarria@alfombrasyasmina.com
Teléfonos de contacto:976 382 101 976 272 579
En Zaragoza desde 1970

Alfombras: Kilim y Sumak
Kilim Maimana
alfombras Kilim Maimana

Kilim Maimana tejido en Afganistán. Destaca por su colorido en el que se han introducido tonos poco frecuentes como el violeta o el azul turquesa, combinados a la perfección con los fresas, naranjas y verdes.

En Oriente, las principales alfombras tejidas, no anudadas, son los Kilim y los Sumak. Los Kilim son piezas tejidas a mano por nómadas principalmente del sur de Persia. También se tejen Kilim en Afganistán, Turquía, Pakistán y en varias regiones del Caucaso. Se utiliza una técnica especial que da a las alfombras una consistencia muy fina pero de una gran resistencia al uso. La fabricación de las alfombras Kilim es más rápida que la de cualquier otra alfombra oriental. Es un tipo concreto de alfombra plana, sin pelo que precedió a la alfombra con pelo. Por lo general no tiene superficie anterior ni posterior y se puede utilizar por ambos lados lo que aumenta su vida útil. Para tejerlos se utilizan materias naturales como la lana y en algunas ocasiones la seda. El teñido se realiza con plantas y productos naturales resultando unos colores muy atractivos. Los dibujos suelen ser geométricos; en ocasiones se mezcla la técnica del tejido con la del bordado como en los Kilim Suzuni y en algunos Kilim afganos. Tienen muchas utilidades pudiéndose incluso colocar como tapices para dar al hogar una sensación oriental. También en los países productores los utilizan para cubrir las camas o como mantel de picnic. Se adaptan a la perfección tanto en decoraciones minimalistas como en ambientes juveniles, incluso combinan con muebles clásicos eligiendo siempre los colores mas adecuados. Los Kilim persas más conocidos son los Shiraz y los Gashgai. En Afganistán los Kilim se conocen como Kilim afgano, Maimana, Maliki, etc. Muchos Kilim se tejen también en la frontera de Persia y Afganistán por los nómadas Baluch con colores oscuros muy característicos. En la provincia persa del Kurdistán cuya capital es Sanandadj (antigua Senneh) se anudan los Kilim del mismo nombre con unos diseños muy característicos. El Kilim Senneh representa los diseños de las alfombras Senneh con gran cantidad y variedad de dibujos, una manufactura finísima y múltiples colores que los hacen muy apreciados. Entre los distintos Kilim persas los KILIM SENNEH se consideran los mejores y más finos de todo Irán.

Kilim Maimana
alfombras Kilim Maimana

Colorido y diferente este Kilim Maimana tejido en Afganistán. Combina gran cantidad de colores variados con un diseño muy original, que puede adaptarse a decoraciones modernas y vanguardistas, perfecto para habitaciones juveniles y apropiado para muebles más clásicos.

En Oriente, las principales alfombras tejidas, no anudadas, son los Kilim y los Sumak. Los Kilim son piezas tejidas a mano por nómadas principalmente del sur de Persia. También se tejen Kilim en Afganistán, Turquía, Pakistán y en varias regiones del Caucaso. Se utiliza una técnica especial que da a las alfombras una consistencia muy fina pero de una gran resistencia al uso. La fabricación de las alfombras Kilim es más rápida que la de cualquier otra alfombra oriental. Es un tipo concreto de alfombra plana, sin pelo que precedió a la alfombra con pelo. Por lo general no tiene superficie anterior ni posterior y se puede utilizar por ambos lados lo que aumenta su vida útil. Para tejerlos se utilizan materias naturales como la lana y en algunas ocasiones la seda. El teñido se realiza con plantas y productos naturales resultando unos colores muy atractivos. Los dibujos suelen ser geométricos; en ocasiones se mezcla la técnica del tejido con la del bordado como en los Kilim Suzuni y en algunos Kilim afganos. Tienen muchas utilidades pudiéndose incluso colocar como tapices para dar al hogar una sensación oriental. También en los países productores los utilizan para cubrir las camas o como mantel de picnic. Se adaptan a la perfección tanto en decoraciones minimalistas como en ambientes juveniles, incluso combinan con muebles clásicos eligiendo siempre los colores mas adecuados. Los Kilim persas más conocidos son los Shiraz y los Gashgai. En Afganistán los Kilim se conocen como Kilim afgano, Maimana, Maliki, etc. Muchos Kilim se tejen también en la frontera de Persia y Afganistán por los nómadas Baluch con colores oscuros muy característicos. En la provincia persa del Kurdistán cuya capital es Sanandadj (antigua Senneh) se anudan los Kilim del mismo nombre con unos diseños muy característicos. El Kilim Senneh representa los diseños de las alfombras Senneh con gran cantidad y variedad de dibujos, una manufactura finísima y múltiples colores que los hacen muy apreciados. Entre los distintos Kilim persas los KILIM SENNEH se consideran los mejores y más finos de todo Irán.

Kilim Maimana
alfombras Kilim Maimana

Kilim Maimana de tejido muy fino, con un diseño muy original y vanguardista. Perfecto para decorar ambientes a los que hay que aportar mucho colorido.

En Oriente, las principales alfombras tejidas, no anudadas, son los Kilim y los Sumak. Los Kilim son piezas tejidas a mano por nómadas principalmente del sur de Persia. También se tejen Kilim en Afganistán, Turquía, Pakistán y en varias regiones del Caucaso. Se utiliza una técnica especial que da a las alfombras una consistencia muy fina pero de una gran resistencia al uso. La fabricación de las alfombras Kilim es más rápida que la de cualquier otra alfombra oriental. Es un tipo concreto de alfombra plana, sin pelo que precedió a la alfombra con pelo. Por lo general no tiene superficie anterior ni posterior y se puede utilizar por ambos lados lo que aumenta su vida útil. Para tejerlos se utilizan materias naturales como la lana y en algunas ocasiones la seda. El teñido se realiza con plantas y productos naturales resultando unos colores muy atractivos. Los dibujos suelen ser geométricos; en ocasiones se mezcla la técnica del tejido con la del bordado como en los Kilim Suzuni y en algunos Kilim afganos. Tienen muchas utilidades pudiéndose incluso colocar como tapices para dar al hogar una sensación oriental. También en los países productores los utilizan para cubrir las camas o como mantel de picnic. Se adaptan a la perfección tanto en decoraciones minimalistas como en ambientes juveniles, incluso combinan con muebles clásicos eligiendo siempre los colores mas adecuados. Los Kilim persas más conocidos son los Shiraz y los Gashgai. En Afganistán los Kilim se conocen como Kilim afgano, Maimana, Maliki, etc. Muchos Kilim se tejen también en la frontera de Persia y Afganistán por los nómadas Baluch con colores oscuros muy característicos. En la provincia persa del Kurdistán cuya capital es Sanandadj (antigua Senneh) se anudan los Kilim del mismo nombre con unos diseños muy característicos. El Kilim Senneh representa los diseños de las alfombras Senneh con gran cantidad y variedad de dibujos, una manufactura finísima y múltiples colores que los hacen muy apreciados. Entre los distintos Kilim persas los KILIM SENNEH se consideran los mejores y más finos de todo Irán.

Sumak India
alfombras Sumak India

Esta alfombra está tejida a mano en India, en lana sobre urdimbre de algodón. Es una pieza plana, sin pelo y de textura muy delgada. Tiene un colorido muy alegre y puede adaptarse tanto a decoraciones clásicas, por su diseño, como a decoraciones modernas, por su acabado.

Kilim Senneh Persa
alfombras Kilim Senneh Persa

Kilim persa, tejido en la ciudad de Senneh, que reproduce el mismo diseño de las alfombras anudadas en dicha ciudad. Espectacular y diferente. La zona lisa, tejida en el tono natural de la lana, realza el dibujo tan trabajado en los dos hexágonos centrales.

En Oriente, las principales alfombras tejidas, no anudadas, son los Kilim y los Sumak. Los Kilim son piezas tejidas a mano por nómadas principalmente del sur de Persia. También se tejen Kilim en Afganistán, Turquía, Pakistán y en varias regiones del Caucaso. Se utiliza una técnica especial que da a las alfombras una consistencia muy fina pero de una gran resistencia al uso. La fabricación de las alfombras Kilim es más rápida que la de cualquier otra alfombra oriental. Es un tipo concreto de alfombra plana, sin pelo que precedió a la alfombra con pelo. Por lo general no tiene superficie anterior ni posterior y se puede utilizar por ambos lados lo que aumenta su vida útil. Para tejerlos se utilizan materias naturales como la lana y en algunas ocasiones la seda. El teñido se realiza con plantas y productos naturales resultando unos colores muy atractivos. Los dibujos suelen ser geométricos; en ocasiones se mezcla la técnica del tejido con la del bordado como en los Kilim Suzuni y en algunos Kilim afganos. Tienen muchas utilidades pudiéndose incluso colocar como tapices para dar al hogar una sensación oriental. También en los países productores los utilizan para cubrir las camas o como mantel de picnic. Se adaptan a la perfección tanto en decoraciones minimalistas como en ambientes juveniles, incluso combinan con muebles clásicos eligiendo siempre los colores mas adecuados. Los Kilim persas más conocidos son los Shiraz y los Gashgai. En Afganistán los Kilim se conocen como Kilim afgano, Maimana, Maliki, etc. Muchos Kilim se tejen también en la frontera de Persia y Afganistán por los nómadas Baluch con colores oscuros muy característicos. En la provincia persa del Kurdistán cuya capital es Sanandadj (antigua Senneh) se anudan los Kilim del mismo nombre con unos diseños muy característicos. El Kilim Senneh representa los diseños de las alfombras Senneh con gran cantidad y variedad de dibujos, una manufactura finísima y múltiples colores que los hacen muy apreciados. Entre los distintos Kilim persas los KILIM SENNEH se consideran los mejores y más finos de todo Irán.

Sumak Persa
alfombras Sumak Persa

Sumak persa que cuenta con un diseño compuesto por figuras geométricas y pequeños animales. Tiene una densidad de tejido muy fina y puede combinarse tanto con mueble clásico como vanguardista.

Los Sumak se tejen en todo Oriente pero principalmente en el Cáucaso, en la región comprendida entre el Mar Negro y el Mar Caspio. Su nombre procede de Shamakhi que es la capital de la provincia de Shirva en Azerbaiyán. La técnica de tejido de estas alfombras es diferente de la del resto de los Kilims. Los Sumak son piezas bordadas y los hilos quedan, sin cortar, por la parte posterior lo que le aporta un acabado muy original y mayor consistencia a las piezas que, igual que los Kilim, son de tejido plano. Las hebras de las tramas, que en las alfombras de nudos forman parte de la estructura, en los Sumak son decorativas. Utilizan además del hilo de lana, también hilo de seda y así tenemos los Sumak de lana, de seda o de lana y seda. Las lanas son suaves y muy finas y las sedas muy brillantes. Tienen habitualmente un patrón geométrico, con motivos tribales en los que incluyen pequeñas aves. Los tamaños más comunes son pequeños y medianos. Es difícil encontrar Sumak de grandes dimensiones. Los colores más utilizados en su tejido son: el rosa, el azul, el rojo oscuro, varios tonos de verde, azules y marfiles. Resultan muy combinables con decoraciones tradicionales, modernas o muy vanguardista.

Kilim Gashgai Persa
alfombras Kilim Gashgai Persa

Kilim persa tejido a mano por artesanos nómadas. Su tejido es muy denso y de gran consistencia. El diseño es geométrico, destacando las grecas que lo bordean, por la originalidad de su trabajo. En los dos extremos, junto a los flecos, han realizado un combinado con los mismos colores utilizados en la manufactura.

En Oriente, las principales alfombras tejidas, no anudadas, son los Kilim y los Sumak. Los Kilim son piezas tejidas a mano por nómadas principalmente del sur de Persia. También se tejen Kilim en Afganistán, Turquía, Pakistán y en varias regiones del Caucaso. Se utiliza una técnica especial que da a las alfombras una consistencia muy fina pero de una gran resistencia al uso. La fabricación de las alfombras Kilim es más rápida que la de cualquier otra alfombra oriental. Es un tipo concreto de alfombra plana, sin pelo que precedió a la alfombra con pelo. Por lo general no tiene superficie anterior ni posterior y se puede utilizar por ambos lados lo que aumenta su vida útil. Para tejerlos se utilizan materias naturales como la lana y en algunas ocasiones la seda. El teñido se realiza con plantas y productos naturales resultando unos colores muy atractivos. Los dibujos suelen ser geométricos; en ocasiones se mezcla la técnica del tejido con la del bordado como en los Kilim Suzuni y en algunos Kilim afganos. Tienen muchas utilidades pudiéndose incluso colocar como tapices para dar al hogar una sensación oriental. También en los países productores los utilizan para cubrir las camas o como mantel de picnic. Se adaptan a la perfección tanto en decoraciones minimalistas como en ambientes juveniles, incluso combinan con muebles clásicos eligiendo siempre los colores mas adecuados. Los Kilim persas más conocidos son los Shiraz y los Gashgai. En Afganistán los Kilim se conocen como Kilim afgano, Maimana, Maliki, etc. Muchos Kilim se tejen también en la frontera de Persia y Afganistán por los nómadas Baluch con colores oscuros muy característicos. En la provincia persa del Kurdistán cuya capital es Sanandadj (antigua Senneh) se anudan los Kilim del mismo nombre con unos diseños muy característicos. El Kilim Senneh representa los diseños de las alfombras Senneh con gran cantidad y variedad de dibujos, una manufactura finísima y múltiples colores que los hacen muy apreciados. Entre los distintos Kilim persas los KILIM SENNEH se consideran los mejores y más finos de todo Irán.

Kilim Shiraz Persa
alfombras Kilim Shiraz Persa

Kilim persa de pasillo, tejido artesanalmente en la ciudad de Shiraz. Su diseño es original y complicado, por estar realizado en diagonal, por la gran variedad de colores utilizados, así como por la greca multicolor.

En Oriente, las principales alfombras tejidas, no anudadas, son los Kilim y los Sumak. Los Kilim son piezas tejidas a mano por nómadas principalmente del sur de Persia. También se tejen Kilim en Afganistán, Turquía, Pakistán y en varias regiones del Caucaso. Se utiliza una técnica especial que da a las alfombras una consistencia muy fina pero de una gran resistencia al uso. La fabricación de las alfombras Kilim es más rápida que la de cualquier otra alfombra oriental. Es un tipo concreto de alfombra plana, sin pelo que precedió a la alfombra con pelo. Por lo general no tiene superficie anterior ni posterior y se puede utilizar por ambos lados lo que aumenta su vida útil. Para tejerlos se utilizan materias naturales como la lana y en algunas ocasiones la seda. El teñido se realiza con plantas y productos naturales resultando unos colores muy atractivos. Los dibujos suelen ser geométricos; en ocasiones se mezcla la técnica del tejido con la del bordado como en los Kilim Suzuni y en algunos Kilim afganos. Tienen muchas utilidades pudiéndose incluso colocar como tapices para dar al hogar una sensación oriental. También en los países productores los utilizan para cubrir las camas o como mantel de picnic. Se adaptan a la perfección tanto en decoraciones minimalistas como en ambientes juveniles, incluso combinan con muebles clásicos eligiendo siempre los colores mas adecuados. Los Kilim persas más conocidos son los Shiraz y los Gashgai. En Afganistán los Kilim se conocen como Kilim afgano, Maimana, Maliki, etc. Muchos Kilim se tejen también en la frontera de Persia y Afganistán por los nómadas Baluch con colores oscuros muy característicos. En la provincia persa del Kurdistán cuya capital es Sanandadj (antigua Senneh) se anudan los Kilim del mismo nombre con unos diseños muy característicos. El Kilim Senneh representa los diseños de las alfombras Senneh con gran cantidad y variedad de dibujos, una manufactura finísima y múltiples colores que los hacen muy apreciados. Entre los distintos Kilim persas los KILIM SENNEH se consideran los mejores y más finos de todo Irán.

Kilim Shiraz Persa
alfombras Kilim Shiraz Persa

En la ciudad persa de Shiraz se tejen estos Kilim que llevan su nombre. Su trabajo es artesanal, el tejido muy denso y tupido, los colores variados y alegres y los diseños generalmente geométricos.

En Oriente, las principales alfombras tejidas, no anudadas, son los Kilim y los Sumak. Los Kilim son piezas tejidas a mano por nómadas principalmente del sur de Persia. También se tejen Kilim en Afganistán, Turquía, Pakistán y en varias regiones del Caucaso. Se utiliza una técnica especial que da a las alfombras una consistencia muy fina pero de una gran resistencia al uso. La fabricación de las alfombras Kilim es más rápida que la de cualquier otra alfombra oriental. Es un tipo concreto de alfombra plana, sin pelo que precedió a la alfombra con pelo. Por lo general no tiene superficie anterior ni posterior y se puede utilizar por ambos lados lo que aumenta su vida útil. Para tejerlos se utilizan materias naturales como la lana y en algunas ocasiones la seda. El teñido se realiza con plantas y productos naturales resultando unos colores muy atractivos. Los dibujos suelen ser geométricos; en ocasiones se mezcla la técnica del tejido con la del bordado como en los Kilim Suzuni y en algunos Kilim afganos. Tienen muchas utilidades pudiéndose incluso colocar como tapices para dar al hogar una sensación oriental. También en los países productores los utilizan para cubrir las camas o como mantel de picnic. Se adaptan a la perfección tanto en decoraciones minimalistas como en ambientes juveniles, incluso combinan con muebles clásicos eligiendo siempre los colores mas adecuados. Los Kilim persas más conocidos son los Shiraz y los Gashgai. En Afganistán los Kilim se conocen como Kilim afgano, Maimana, Maliki, etc. Muchos Kilim se tejen también en la frontera de Persia y Afganistán por los nómadas Baluch con colores oscuros muy característicos. En la provincia persa del Kurdistán cuya capital es Sanandadj (antigua Senneh) se anudan los Kilim del mismo nombre con unos diseños muy característicos. El Kilim Senneh representa los diseños de las alfombras Senneh con gran cantidad y variedad de dibujos, una manufactura finísima y múltiples colores que los hacen muy apreciados. Entre los distintos Kilim persas los KILIM SENNEH se consideran los mejores y más finos de todo Irán.

Sumak Seda Persa
alfombras Sumak Seda Persa

Sumak persa realizado en seda, con un colorido muy alegre y brillante, un diseño geométrico muy perfecto y un gran trabajo en las grecas. Utilizan una técnica similar a la del tejido de los kilims combinando con el bordado. En estas alfombras acostumbran a dejar los hilos del trabajo, sueltos por el revés. Esto les aporta una mayor consistencia y un acabado muy original.

Los Sumak se tejen en todo Oriente pero principalmente en el Cáucaso, en la región comprendida entre el Mar Negro y el Mar Caspio. Su nombre procede de Shamakhi que es la capital de la provincia de Shirva en Azerbaiyán. La técnica de tejido de estas alfombras es diferente de la del resto de los Kilims. Los Sumak son piezas bordadas y los hilos quedan, sin cortar, por la parte posterior lo que le aporta un acabado muy original y mayor consistencia a las piezas que, igual que los Kilim, son de tejido plano. Las hebras de las tramas, que en las alfombras de nudos forman parte de la estructura, en los Sumak son decorativas. Utilizan además del hilo de lana, también hilo de seda y así tenemos los Sumak de lana, de seda o de lana y seda. Las lanas son suaves y muy finas y las sedas muy brillantes. Tienen habitualmente un patrón geométrico, con motivos tribales en los que incluyen pequeñas aves. Los tamaños más comunes son pequeños y medianos. Es difícil encontrar Sumak de grandes dimensiones. Los colores más utilizados en su tejido son: el rosa, el azul, el rojo oscuro, varios tonos de verde, azules y marfiles. Resultan muy combinables con decoraciones tradicionales, modernas o muy vanguardistas.

Kilim Gabbeh Persa
alfombras Kilim Gabbeh Persa

Kilim Gabbeh persa, de fondo liso, con pocos dibujos de trazado muy primitivo, igual que las alfombras Gabbeh anudadas por artesanos persas nómadas.

En Oriente, las principales alfombras tejidas, no anudadas, son los Kilim y los Sumak. Los Kilim son piezas tejidas a mano por nómadas principalmente del sur de Persia. También se tejen Kilim en Afganistán, Turquía, Pakistán y en varias regiones del Caucaso. Se utiliza una técnica especial que da a las alfombras una consistencia muy fina pero de una gran resistencia al uso. La fabricación de las alfombras Kilim es más rápida que la de cualquier otra alfombra oriental. Es un tipo concreto de alfombra plana, sin pelo que precedió a la alfombra con pelo. Por lo general no tiene superficie anterior ni posterior y se puede utilizar por ambos lados lo que aumenta su vida útil. Para tejerlos se utilizan materias naturales como la lana y en algunas ocasiones la seda. El teñido se realiza con plantas y productos naturales resultando unos colores muy atractivos. Los dibujos suelen ser geométricos; en ocasiones se mezcla la técnica del tejido con la del bordado como en los Kilim Suzuni y en algunos Kilim afganos. Tienen muchas utilidades pudiéndose incluso colocar como tapices para dar al hogar una sensación oriental. También en los países productores los utilizan para cubrir las camas o como mantel de picnic. Se adaptan a la perfección tanto en decoraciones minimalistas como en ambientes juveniles, incluso combinan con muebles clásicos eligiendo siempre los colores mas adecuados. Los Kilim persas más conocidos son los Shiraz y los Gashgai. En Afganistán los Kilim se conocen como Kilim afgano, Maimana, Maliki, etc. Muchos Kilim se tejen también en la frontera de Persia y Afganistán por los nómadas Baluch con colores oscuros muy característicos. En la provincia persa del Kurdistán cuya capital es Sanandadj (antigua Senneh) se anudan los Kilim del mismo nombre con unos diseños muy característicos. El Kilim Senneh representa los diseños de las alfombras Senneh con gran cantidad y variedad de dibujos, una manufactura finísima y múltiples colores que los hacen muy apreciados. Entre los distintos Kilim persas los KILIM SENNEH se consideran los mejores y más finos de todo Irán.

Kilim Turco
alfombras Kilim Turco

Este Kilim turco, tejido artesanalmente, con trazado geométrico, diseños variados y de colorido muy alegre, se puede adaptar a decoraciones juveniles, modernas o, como todos los Kilim, son perfectos para apartamentos de playa o montaña. Excelente relación calidad-precio.

En Oriente, las principales alfombras tejidas, no anudadas, son los Kilim y los Sumak. Los Kilim son piezas tejidas a mano por nómadas principalmente del sur de Persia. También se tejen Kilim en Afganistán, Turquía, Pakistán y en varias regiones del Caucaso. Se utiliza una técnica especial que da a las alfombras una consistencia muy fina pero de una gran resistencia al uso. La fabricación de las alfombras Kilim es más rápida que la de cualquier otra alfombra oriental. Es un tipo concreto de alfombra plana, sin pelo que precedió a la alfombra con pelo. Por lo general no tiene superficie anterior ni posterior y se puede utilizar por ambos lados lo que aumenta su vida útil. Para tejerlos se utilizan materias naturales como la lana y en algunas ocasiones la seda. El teñido se realiza con plantas y productos naturales resultando unos colores muy atractivos. Los dibujos suelen ser geométricos; en ocasiones se mezcla la técnica del tejido con la del bordado como en los Kilim Suzuni y en algunos Kilim afganos. Tienen muchas utilidades pudiéndose incluso colocar como tapices para dar al hogar una sensación oriental. También en los países productores los utilizan para cubrir las camas o como mantel de picnic. Se adaptan a la perfección tanto en decoraciones minimalistas como en ambientes juveniles, incluso combinan con muebles clásicos eligiendo siempre los colores mas adecuados. Los Kilim persas más conocidos son los Shiraz y los Gashgai. En Afganistán los Kilim se conocen como Kilim afgano, Maimana, Maliki, etc. Muchos Kilim se tejen también en la frontera de Persia y Afganistán por los nómadas Baluch con colores oscuros muy característicos. En la provincia persa del Kurdistán cuya capital es Sanandadj (antigua Senneh) se anudan los Kilim del mismo nombre con unos diseños muy característicos. El Kilim Senneh representa los diseños de las alfombras Senneh con gran cantidad y variedad de dibujos, una manufactura finísima y múltiples colores que los hacen muy apreciados. Entre los distintos Kilim persas los KILIM SENNEH se consideran los mejores y más finos de todo Irán.

Kilim Pakistan
alfombras Kilim Pakistan

Kilim de Pakistán anudado a mano en lana sobre algodón. Colores neutros de fácil combinación.

En Oriente, las principales alfombras tejidas, no anudadas, son los Kilim y los Sumak. Los Kilim son piezas tejidas a mano por nómadas principalmente del sur de Persia. También se tejen Kilim en Afganistán, Turquía, Pakistán y en varias regiones del Caucaso. Se utiliza una técnica especial que da a las alfombras una consistencia muy fina pero de una gran resistencia al uso. La fabricación de las alfombras Kilim es más rápida que la de cualquier otra alfombra oriental. Es un tipo concreto de alfombra plana, sin pelo que precedió a la alfombra con pelo. Por lo general no tiene superficie anterior ni posterior y se puede utilizar por ambos lados lo que aumenta su vida útil. Para tejerlos se utilizan materias naturales como la lana y en algunas ocasiones la seda. El teñido se realiza con plantas y productos naturales resultando unos colores muy atractivos. Los dibujos suelen ser geométricos; en ocasiones se mezcla la técnica del tejido con la del bordado como en los Kilim Suzuni y en algunos Kilim afganos. Tienen muchas utilidades pudiéndose incluso colocar como tapices para dar al hogar una sensación oriental. También en los países productores los utilizan para cubrir las camas o como mantel de picnic. Se adaptan a la perfección tanto en decoraciones minimalistas como en ambientes juveniles, incluso combinan con muebles clásicos eligiendo siempre los colores mas adecuados. Los Kilim persas más conocidos son los Shiraz y los Gashgai. En Afganistán los Kilim se conocen como Kilim afgano, Maimana, Maliki, etc. Muchos Kilim se tejen también en la frontera de Persia y Afganistán por los nómadas Baluch con colores oscuros muy característicos. En la provincia persa del Kurdistán cuya capital es Sanandadj (antigua Senneh) se anudan los Kilim del mismo nombre con unos diseños muy característicos. El Kilim Senneh representa los diseños de las alfombras Senneh con gran cantidad y variedad de dibujos, una manufactura finísima y múltiples colores que los hacen muy apreciados. Entre los distintos Kilim persas los KILIM SENNEH se consideran los mejores y más finos de todo Irán.

Sumak Persa
alfombras Sumak Persa

Sumak persa anudado en lana. El color del fondo de la alfombra es el tono natural de la lana sin teñir. El diseño es clásico, con medallón central y búcaros de flores pero, por sus trazados geométricos y su textura, puede adaptarse a la perfección en ambientes juveniles o en decoraciones modernas y vanguardistas.

Los Sumak se tejen en todo Oriente pero principalmente en el Cáucaso, en la región comprendida entre el Mar Negro y el Mar Caspio. Su nombre procede de Shamakhi que es la capital de la provincia de Shirva en Azerbaiyán. La técnica de tejido de estas alfombras es diferente de la del resto de los Kilims. Los Sumak son piezas bordadas y los hilos quedan, sin cortar, por la parte posterior lo que le aporta un acabado muy original y mayor consistencia a las piezas que, igual que los Kilim, son de tejido plano. Las hebras de las tramas, que en las alfombras de nudos forman parte de la estructura, en los Sumak son decorativas. Utilizan además del hilo de lana, también hilo de seda y así tenemos los Sumak de lana, de seda o de lana y seda. Las lanas son suaves y muy finas y las sedas muy brillantes. Tienen habitualmente un patrón geométrico, con motivos tribales en los que incluyen pequeñas aves. Los tamaños más comunes son pequeños y medianos. Es difícil encontrar Sumak de grandes dimensiones. Los colores más utilizados en su tejido son: el rosa, el azul, el rojo oscuro, varios tonos de verde, azules y marfiles. Resultan muy combinables con decoraciones tradicionales, modernas o muy vanguardistas

Kilim Anatoly
alfombras Kilim Anatoly

Kilim turco, de grandes dibujos geométricos, con un trazado sencillo y de colorido muy alegre. Excelente relación calidad-precio. Se puede adaptar a decoraciones juveniles, modernas o, como todos los Kilim, son perfectos para apartamentos de playa o montaña.

En Oriente, las principales alfombras tejidas, no anudadas, son los Kilim y los Sumak. Los Kilim son piezas tejidas a mano por nómadas principalmente del sur de Persia. También se tejen Kilim en Afganistán, Turquía, Pakistán y en varias regiones del Caucaso. Se utiliza una técnica especial que da a las alfombras una consistencia muy fina pero de una gran resistencia al uso. La fabricación de las alfombras Kilim es más rápida que la de cualquier otra alfombra oriental. Es un tipo concreto de alfombra plana, sin pelo que precedió a la alfombra con pelo. Por lo general no tiene superficie anterior ni posterior y se puede utilizar por ambos lados lo que aumenta su vida útil. Para tejerlos se utilizan materias naturales como la lana y en algunas ocasiones la seda. El teñido se realiza con plantas y productos naturales resultando unos colores muy atractivos. Los dibujos suelen ser geométricos; en ocasiones se mezcla la técnica del tejido con la del bordado como en los Kilim Suzuni y en algunos Kilim afganos. Tienen muchas utilidades pudiéndose incluso colocar como tapices para dar al hogar una sensación oriental. También en los países productores los utilizan para cubrir las camas o como mantel de picnic. Se adaptan a la perfección tanto en decoraciones minimalistas como en ambientes juveniles, incluso combinan con muebles clásicos eligiendo siempre los colores mas adecuados. Los Kilim persas más conocidos son los Shiraz y los Gashgai. En Afganistán los Kilim se conocen como Kilim afgano, Maimana, Maliki, etc. Muchos Kilim se tejen también en la frontera de Persia y Afganistán por los nómadas Baluch con colores oscuros muy característicos. En la provincia persa del Kurdistán cuya capital es Sanandadj (antigua Senneh) se anudan los Kilim del mismo nombre con unos diseños muy característicos. El Kilim Senneh representa los diseños de las alfombras Senneh con gran cantidad y variedad de dibujos, una manufactura finísima y múltiples colores que los hacen muy apreciados. Entre los distintos Kilim persas los KILIM SENNEH se consideran los mejores y más finos de todo Irán.

Sumak Persa
alfombras Sumak Persa

Sumak persa. Su trabajo consiste en un bordado en lana sobre urdimbre de algodón. Por su tejido y colorido se puede adaptar tanto a decoraciones rústicas como a los ambientes juveniles y vanguardistas.

Los Sumak se tejen en todo Oriente pero principalmente en el Cáucaso, en la región comprendida entre el Mar Negro y el Mar Caspio. Su nombre procede de Shamakhi que es la capital de la provincia de Shirva en Azerbaiyán. La técnica de tejido de estas alfombras es diferente de la del resto de los Kilims. Los Sumak son piezas bordadas y los hilos quedan, sin cortar, por la parte posterior lo que le aporta un acabado muy original y mayor consistencia a las piezas que, igual que los Kilim, son de tejido plano. Las hebras de las tramas, que en las alfombras de nudos forman parte de la estructura, en los Sumak son decorativas. Utilizan además del hilo de lana, también hilo de seda y así tenemos los Sumak de lana, de seda o de lana y seda. Las lanas son suaves y muy finas y las sedas muy brillantes. Tienen habitualmente un patrón geométrico, con motivos tribales en los que incluyen pequeñas aves. Los tamaños más comunes son pequeños y medianos. Es difícil encontrar Sumak de grandes dimensiones. Los colores más utilizados en su tejido son: el rosa, el azul, el rojo oscuro, varios tonos de verde, azules y marfiles. Resultan muy combinables con decoraciones tradicionales, modernas o muy vanguardista.